LAS VEGAS EN LOS PICOS DE EUROPA.

Picos gigantes. De Covadonga al lago Ercina.

Vegas entre Picos gigantes. Covadonga-Orandi-Las Mestes-Comeya-Lago Ercina

Ya me referí en otro post a un recorrido fantástico por los Picos de Europa realizado en solitario por mi hermano Rubén. En esta ocasión le he acompañado, por lo que nuestra visita a los Picos representa algo muy especial: un sueño cumplido. Parajes perdidos, algunos sumergidos entre masas boscosas repletas de belleza. Cielos de un azul inconcebible y sendas que serpentean de forma caprichosa entre rocas gigantescas. No es sólo que merezca la pena sentir la experiencia, es que alimentas el espíritu mediante la admiración del paisaje. Este nos regala imágenes inolvidables que permanecerán para siempre.

Picos_gigantes._De_Covadonga_ al_lago_Ercina.
Picos_gigantes._De_Covadonga_ al_lago_Ercina.
Picos_gigantes._De_Covadonga_ al_lago_Ercina.

El Santuario de Nuestra Señora de Covadonga o “La Cueva de la Santina” nos saluda desde su impresionante ubicación. Se trata del santuario católico ubicado en las estribaciones del Monte Auseva. El monarca  Alfonso I ordenó construir en  el año 740 una iglesia de madera de tejo con tres altares. Estaban dedicados a la Virgen María, a San Juan Bautista y a San Andrés.

Vegas_Covadonga_Marcosplanet

Esta iglesia fue llamada Templo del Milagro porque era milagrosa su forma de permanecer colgada de la montaña. El rey encomendó la custodia del lugar a los monjes benedictinos.

En cuanto a la imponente basílica de Santa María la Real de Covadonga, el arquitecto Ventura Rodriguez, reinando Alfonso XII (1887) inició la obra con un diseño bellísimo que le aporta un aire medieval. Fue terminada en 1901 tras 24 años empleados en levantarla. Su estilo neorrománico inconfundible engalana sus fachadas construidas íntegramente en piedra caliza rosa.

Vegas_Covadonga_Marcosplanet
“Siete años de vida intensa en aquel bendito recinto dan mucho de sí, y todo lo que dieron fue en torno del ideal de vida, que surgió y cristalizó mirando a la Santina” (Pedro Poveda, Diciembre 1928)

La estatua del rey Pelayo, primer rey de Asturias, domina la plaza de la basílica. El edificio alberga obras de gran valor como un lienzo de Luis de Madrazo que representa la “Proclamación del Rey Pelayo”. En el altar, un panel de oro representa la batalla de Covadonga.

No podemos evitar la emoción que nos produce estar rodeados de tanta belleza, junto a este recinto sagrado. Este gran templo fue erigido por el Arzobispo de Oviedo D. Benito Sanz y Florésen en 1877. Dos torres que apuntan al cielo con gallardía enmarcan su portada de triple arco.

Situada junto a la cueva, la basílica se ha ganado por derecho propio ser el monumento consagrado a la fe de muchos asturianos y visitantes.

Vegas_Covadonga_lago_Ercina_Marcosplanet
Vista del Santuario de Covadonga y del Pico “Cruz de Priena”, 725 m.

Escuchar estas notas eleva el espíritu a límites insospechados:

Desde la Santa Cueva

La Cueva de Nuestra Señora o Cova Dominica (Covadonga) guarda la actual imagen de la virgen perteneciente al siglo XVI, labrada en madera policromada. En ella se ve a una virgen de gesto afable sosteniendo al niño Jesús y una rosa dorada. En el altar, un panel de oro representa la batalla de Covadonga. Una pieza de gran hermosura es la exedra realizada con elementos del románico asturiano, decorada con relieves sobre los reyes de Asturias. A ambos lados de la Imagen se han colocado unas lámparas que reproducen el llamado tesoro de Guarrazar: un conjunto de coronas y otros elementos de orfebrería entregados como ofrendas religiosas. Fueron hallados a finales del siglo XIX a las afueras de la localidad toledana de Guadamur.

Vegas_La Cueva de Nuestra Señora_Marcosplanet

La actual capilla de estilo románico que en ella se encuentra se construyó en los años cuarenta. En el lado derecho de la cueva próximo a la imagen de la Virgen, podemos encontrar el sepulcro de D. Pelayo y de su mujer Gaudiosa. También yacen aquí los restos del mencionado Alfonso I.

Las vistas del monte Auseva

Cuando comenzamos la ascensión por el Auseva hacia el Pico Sienra (756m) desde el Santuario de Covadonga, disfrutamos contemplando la perspectiva cambiante sobre las laderas del precioso monte. Hay que aprovechar ahora para hacer fotos pues la vegetación se va espesando y acabas embebido en la espesura del hayedo del Auseva, también junto a castaños y avellanos.    

Vegas_Marcosplanet_Inicio_subida_monte_Auseba_hacia_Vega_de_orandi_Covadonga
Vegas_Marcosplanet_Vega_de_Orandi_Covadonga

Iniciamos bien temprano la subida del pico Auseba desde el panel que hay detrás de uno de los leones dando la bienvenida al Santuario (por donde cae “el chorro”). Son 300 metros de desnivel siguiendo el camino PR. PNPE. 6 que va buscando el GR de la ruta de la Reconquista. Las vegas nos esperan.

Vegas_Covadonga_Marcosplanet

El agua brota  bajo la Santa Cueva de Covadonga procedente del río Las Mestas. Este circula por el poljé de la Vega de Orandi ocultándose al final del valle por el interior calcáreo del Monte Auseva. Tras su descenso vertical reaparece junto al Santuario.

Vegas_Marcosplanet_Rio_Les_Mestaes_junto_a_Covadonga_Vega_de_Orandi
Vegas_Marcosplanet_Rio_Les_Mestaes_junto_a_Covadonga_Vega_de_Orandi
Vegas_Marcosplanet_Rio_Les_Mestaes_Caballos en_Covadonga_Vega_de_Orandi_Asturias
Vegas_en_Covadonga_Marcosplanet_Vega_de_Orandi_Asturia
Vegas_Marcosplanet_Rio_Les_Mestaes_Caballos en_Covadonga_Vega_de_Orandi_Asturia
Vegas_Marcosplanet_Caballos en_Covadonga_Vega_de_Orandi_Asturias.

Vegas_Marcosplanet_Caballos en_Covadonga_Vega_de_Orandi_Asturias.

A esta altura (entre 800m y 1500 m) los Picos están poblados por líquenes, frondosos bosques de hayas, robles y acebos. Por debajo de los 400 m empieza a aparecer castaños, fresnos, alisos, o abedules. Bellas praderas exhiben sus pastizales refulgiendo de verdor.

Entre la fronda de las vegas no es raro avistar algún rebeco. Surcan el cielo color turquesa las águilas reales dominando los contornos del valle. Más de un zorro se guarece entre las grietas de los Picos, conviviendo a su manera con otras especies como el zorro, la marta, el jabalí… Y allá en los riscos, las águilas defienden su hábitat frente al azor antes de lanzarse este sobre las perdices.  

Estos acordes musicales nos llenan de gozo:

Las vegas reflejan su belleza 

Caminamos rumbo a los lagos de Covadonga. Las vegas son típicas de esta región, siendo la vega de Comeya el siguiente hito en nuestro camino. Discurre atravesando pastizales y rocas. Llegamos a un abrevadero de vaquitas que disfrutan de un día más en sus tranquilas vidas. Aprovechamos para extraer de la mochila un tentempié y nos entregamos a un descanso breve. Observamos el precioso panorama desde el abrevadero:

Vegas_Marcosplanet_Covadonga_Abrevader_en__camino_de_Vega_Cosmeya_mina_Bufarrera
Vegas_Covadonga_Abrevader_en__camino_de_Vega_Cosmeya_mina_Bufarrera
Vegas_Covadonga_Abrevader_en__camino_de_Vega_Cosmeya_mina_Bufarrera

Picos de porte singular como el Cantón del Texu y el Jascal atraen nuestra atención dibujando un relieve sinuoso sobre el horizonte.

De entre todas las vegas, la vega de Comeya es la que nos conduce hacia las minas de Buferrera. La explotación fue creada en el año 1879 para extraer minerales como manganeso, hierro y cinabrio. Estuvo en funcionamiento hasta 1979. Esta vega es una extensión totalmente plana y encharcada. La difultad para llegar a ella  desde el abrevadero es considerable porque el barro cubre toda la ladera. Tras una hora para descender unos 500 metros alcanzamos el llano. En otros tiempos Comeya fue un lago inmenso y ahora es un terreno encharcado completamente y donde pastan las vacas apaciblemente. El esfuerzo queda compensado por el espectáculo visual de las vegas rodeadas de bosque. Estamos en la zona central del Parque Nacional de los Picos de Europa. El paraíso:

 Aventura por las Vegas

Subimos por un sendero muy escarpado hacia el túnel del Furacón, una oquedad en la montaña que nos conduce a “El escaleru”, la subida final que nos deja junto al centro de interpretación del lago Ercina.

La loma de la Picota separa el lago Ercina del Enol. Alrededor de estas concentraciones de agua vemos reflejados los más bellos picos montañosos. El efecto es digno de admirar pues además es cambiante. Si te tomas unos momentos y contemplas tranquilamente la superficie, verás reflejada en ese espejo una imagen distinta según la luz que haya en el ambiente. El pasto inundado de verdes mágicos ofrece un aporte vital que enriquece el paisaje de una forma que hipnotiza.

En las vegas, los de Picos de Europa uno deja volar su fantasía entre estos gigantes rocosos que protegen los valles. Caballos, ovejas y vacas pastan en paz. En pleno otoño, época en la que nos encontrábamos al emprender la ruta, el esplendor de ocres y rojos bautiza el ambiente. La pradera extiende indescriptibles tonos verdes que otorgan majestuosos matices.

La brillante blancura de la nieve se reserva para el inminente invierno.

Para saber más sobre el Lago Ercina. Horarios de visita a los lagos y épocas del año: mira aquí.

Por favor, estad pendientes para la próxima publicación de https://marcosplanet.blog.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: