RUTAS DE OCIO

 

Catando un Territorio. Ruta del vino de la Sierra de Francia

30/06/2018 / Villanueva del Conde, Ver en: Ruta del Vino Sierra de Francia

Iniciamos un recorrido para amantes del senderismo y de los buenos vinos: el Camino de los Prodigios, al sur de la provincia de Salamanca, en el espacio natural de las Sierras de Francia y de Béjar. Es un sendero de trazado circular con sorprendentes obras de arte integradas en la naturaleza. Transcurre entre los municipios salmantinos de Miranda del Castañar, cuyo casco antiguo fue declarado Conjunto Histórico Artístico, y Villanueva del Conde.

Plasencia C Rodrigo 1379 (290)

La actividad “Catar un territorio” bautiza los vinos que nacen en los bancales de Miranda y nos permite paladear el maridaje de la Uva Rufete con un buen hornazo o una patatas revolconas, platos típicos de la región. Estas actividades siguen el “Plan de Dinamización de la Ruta del Vino”. Se trata de un proyecto que realizará 16 actividades a lo largo del año, y anima a los visitantes a acudir a los pueblos por los que discurre la ruta.

Próximas citas:

23 DE JUNIO – SAN MIGUEL DE VALERO
‘Las miles de historias que se cuentan en torno a las hogueras de San Juan’

30 DE JUNIO/1 DE JULIO – VILLANUEVA DEL CONDE
Recreación de un ritual tradicional; ‘El arriendo de las calles y el milagro de las fuentes del vino’

15 DE SEPTIEMBRE – SAN MARTÍN DEL CASTAÑAR
‘La sinfonía de los paisajes nocturnos de la sierra’

Más información sobre descubrir la mágica Sierra de Francia.

 

Ruta del vino Montilla-Moriles

Sobre el oeste de las Sierras Subbéticas, se cultiva la uva Pedro Ximénez, de donde se extraen estos caldos intensos generados por la aplicación del procedimiento de criaderas y soleras, usando barricas de añosos robles que otorgan al líquido néctar una calidad única distinguiéndoles de cualesquiera otros.

20170530_195845

Como dicen en la web de la ruta “Cerremos los ojos e intentemos imaginar estas tierras que huelen a pan, aceite y… vino. La Ruta del Vino Montilla-Moriles es un territorio lleno de experiencias culturales y de ocio,… de vivencias en torno a un patrimonio cultural, histórico, artístico y gastronómico sin parangón”.

Itinerarios

Música entre Vinos

logo-ruta-vino-jumilla

26/05/2018 al 28/07/2018 / Ruta del Vino de Jumilla

Del pop más dinámico hasta el “Smooth jazz” seguro que nos encantará visitar estas bodegas  mientras degustamos los mejores vinos y platos típicos de la gastronomía jumillana. Todo ello con el mejor acompañamiento musical. Cada verano en Jumilla se mezclan estas dos pasiones: vino y música. No hay mejor escenario. Que comience el espectáculo…

Información del evento: MICROPOLIX.

Micropolix

Recogida de entradas
Centros comerciales
– Imprímelas tú
Horarios
Viernes: De 17:00 h. a 21:45 h. Sábados y festivos: De 11:00 h. a 21:45 h. Domingo: De 11:00 h. a 17:00 h.

Edades
De 0 a 3 años: entrada gratuita De 4 a 14 años: Infantil De 15 a 59: Adulto Mayores 60 años Los menores de 15 años deberán entrar acompañados de un adulto mayor de 18 años.

Organizador
MAGUS CREATIVA EUROPE S.L.
B84114420
ES OBLIGATORIO RELLENAR TODOS LOS CAMPOS DEL ASISTENTE CON LOS DATOS DEL COMPRADOR EN TODAS LAS ENTRADAS QUE ADQUIERA

Hoy tu hijo quiere ser astronauta. Mañana, bombero, y al otro, periodista. No podemos decir a ciencia cierta a qué se acabará dedicando tu pequeño, pero podemos garantizarte que disfrutará explorando todas sus opciones en Micropolix, una ciudad hecha a la medida de los peques de la casa, donde todo ciudadano tiene derecho a elegir una profesión.

Billy Elliot en Madrid

Billy Elliot

Del 19 de Junio de 2018 al 28 de Octubre de 2018

Horario:
Mirar horarios en la web
Recinto:
Teatro Alcalá
Lugar:
Madrid

Más información

EVENTOS DE JUNIO

Jornadas mundialistas

feriadellibroantigua_0

Telefónica España junto a Adidas y la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) organizan unas jornadas mundialistas con un variado programa de actividades. Una exposición que recoge más de 100 años de historia del futbol creando así un entorno lúdico junto a familias y aficionados durante el mundial de Rusia 2018.

Más info en Únete a la Selección jornada mundialista.

Meninas Madrid Gallery

Meninas Madrid Gallery

 

Las Meninas de Velázquez invadirán Madrid y se ubicarán en calles, plazas y enclaves reconocibles para expresar cuál es la visión qué tienen sobre la ciudad sus creadores, diversas personalidades del mundo del arte, el cine, el deporte y celebridades en general. 

Más detalles en este sitio: Meninas-Madrid-Gallery

La saga de los monos sabios: ‘El Planeta de los Simios’ cumple 50 años

 

El naufragio de una nave espacial dio pie a una colección de historias de supervivencia de la especie humana que enalteció la afición por las sagas de futuros post-apocalípticos. Pero no es una historia cualquiera…

Artículo completo en El-Planeta-de-los-Simios-cumple-50-años

El Madrid de Ernest Hemingway

Madrid ha experimentado una profunda transformación desde aquellos tiempos en que fue hollada por el genio literario en 1923. No obstante son visitables aún algunos de los locales, hoteles o museos que imprimieron huella en el autor de obras como Muerte al atardecer o Fiesta. Sigamos el recorrido.

LasventasMadriddeheminwayArteycultura_1401089696.188

Feria del libro de Madrid

Hasta el 10 de junio, los visitantes pueden encontrar ofertas interesantes y descuentos muy especiales, aparte de la oportunidad para obtener la firma y dedicatoria de los escritores de renombre. Diariamente realizan sesiones de firmas en las casetas de editoriales y librerías.

feriadellibroantigua_0

Ver más en ferialibromadrid-parque-de-el-retiro

Premiere Mundial: Jurassic World: El reino caído.

JurassicJurassic 2Jurassic 3

La premiere mundial de la película Jurassic World: El reino caído, una de las superproducciones más esperadas del año, tendrá lugar en el WiZink Center Madrid, donde estarán presentes los actores protagonistas: Bryce Dallas Howard y Chris Pratt.

¿Quieres ganar una entrada para la premiere mundial de ‘JurassicWorld: El Reino Caído’ el próximo 21 de mayo en Madrid? Cuéntanos qué harías para conseguir esta entrada…

Beermad.

Mercado de la Cerveza Artesana.

Beermad, el gran mercado de la cerveza artesana, regresa en 2018 incorporando esta vez sorprendentes novedades a esta edición dedicada a los amantes de esta bebida. Esta feria de la cerveza se vuelve a celebrar en la misma ubicación que en 2017, la Caja Mágica, ofreciendo a los asistente más de 100 variedades de cerveza junto con diversas actividades como conciertos, talleres o catas.

Mujeres Nobel. Junio 2018.

Mujeres nobel

La muestra que acoge el Museo Nacional de Ciencias Naturales destaca el papel de las mujeres galardonadas con el Premio Nobel en sus distintas especialidades. De las 48 mujeres premiadas la exposición se centra en once de ellas.

DISFRUTAR DE LAS CEREZAS DEL VALLE DEL JERTE

Hace unos cuantos años que la recolección de la cereza ha hecho que se promueva a su alrededor un programa de actividades denominado“CERECERA” . Desde finales de mayo hasta primeros de agosto, durante todos los fines de semana, hay actividades relacionadas con las cerezas, como por ejemplo: una feria de la cereza (la próxima edición, en el 2018, SERÁ EL DÍA 3 DE JUNIO, EN TORNAVACAS) con degustación y cata de cereza, mercado de cereza, animación de calle, juegos y rutas guiadas. Jornadas de puertas abiertas a las Cooperativas del Valle del Jerte y Agrupación Valle del Jerte.Recreación etnográfica de la cerecera.

Ver programa de actividades

 

La caballada de Atienza

El acto principal de “la caballada” de atienza se desarrolla el domingo 20 de mayo de 2018.

atienza-caballada-07-600-600x330

Un día antes se celebra el “Sábado de las 7 tortillas”. Según las crónicas de la época, en el día de Pentecostés del año 1162, el rey Fernando VIII heredero del reino de Castilla cuando era niño, fue ayudado por unos arrieros a salir de la villa de Atienza para ponerlo a salvo en Ávila mientras su tío Fernando sitiaba Atienza con el fin de tomarle preso y coronarse él como monarca.

Las 7 tortillas recuerdan los 7 días que duró el viaje que los arrieros vivieron con el rey hasta llegar a Ávila.

El Renacimiento en Venecia del Museo Thyssen

Museo Thyssen VISITA GUIADA
El 26 de mayo, de 18:00 h a 19:30 h. Ven a conocer la época de mayor esplendor de los grandes maestros venecianos de la mano de una experta Historiadora del Arte y a través de la exposición temporal del Museo Thyssen Bornemisza «El Renacimiento en Venecia. Triunfo de la belleza y destrucción de la pintura».

Thyssen

Madrid

– Guía para disfrutar a tope Madrid

Madrid Edificio Correos

Contenido del artículo

Fortuny (1838 – 1874)

Mariano Fortuny y Marsal (Reus, 1838 – Roma, 1874) es el protagonista de una retrospectiva sobre su obra. La muestra comprenderá las aportaciones del artista como pintor, acuarelista, dibujante y grabador, prestando especial atención a la influencia de los grandes maestros que pudo estudiar en el Prado.

Fortuny 3Fortuny 1Fortuny 2

Las imágenes pertenecen a las páginas web señaladas en los vínculos directos a las mismas.

Women On Wheels

Women on wheels modified

26 de mayo 2018 De 11 h a 14 h

CASCADAS DE PLATA Y CRISTAL en la Serranía de Cuenca.

20180407_135130 modified

Nos encaminamos hacia Chillarón de Cuenca, desde donde parte una ruta paisajística muy interesante que nos acerca al nacimiento del Cuervo, afluente del río Guadiela que desemboca en el Tajo formando el conocido como Mar de Castilla, un conjunto de embalses que acumula un inmenso volumen de agua. Se alcanzan las fuentes del río Cuervo atravesando el Parque Natural de la Serranía de Cuenca , donde se halla una de las más completas masas forestales del centro peninsular por los bosques mixtos y densos pinares que enriquecen la zona.

La ruta para llegar al nacimiento tiene 2 kilómetros de recorrido, un atractivo paseo apto para cualquier público.

20180407_134855 modified20180407_134912 modified20180407_134952 modified

A unos trescientos metros caminando desde el primer parking se llega a un puente de madera que inicia oficialmente el recorrido hacia la primera cascada; en primavera se encuentra cargada de caudal y ofrece a la vista el mejor espectáculo de agua en movimiento. En invierno los chorros se suelen helar ofreciendo otro escenario que parece salido de una ensoñación. En el mes de Abril durante el trayecto encontramos verdes de todos los tonos en musgos y líquenes. Las orquídeas nos regalan un fulgor que cubre toda la gama del arco iris. Las hay blancas, amarillas, bronceadas y rojas, con variedades moteadas, veteadas o manchadas. También llaman la atención los arces, tilos, avellanos, acebos y tejos. Pinos laricios y albares, las especies arbóreas más abundantes en la Serranía de Cuenca, nos rodean enriqueciendo el escenario. Más adelante, el camino acaba en el propio nacimiento del río, una filtración en el muro calizo donde el agua aparece en la base de las rocas.

20180407_135301 modified20180407_135203 modified20180407_135244

Atravesamos pasarelas, puentes y escaleras que proporcionan acceso hasta las mismas fuentes del manantial. He de resaltar el efecto cautivador de este paisaje arbóreo extraordinariamente bello. Cuando llegamos a la zona de las cascadas nos introducimos en un mundo íntimo  y fascinante: el agua escurriéndose y precipitándose por las hendiduras de las tobas calcáreas, formando unas preciosas caídas de unos 20 metros de anchura, lo que se suma a la aportación ornamental del musgo emergente entre las tobas bañando de un colorido onírico el entorno.

Escuchemos esta fresca melodía que nos guiará por el bosque de plata y cristal:

Es fácil dejarse conquistar por este frescor natural y por las salpicaduras del poderoso manantial. Unos metros más arriba contemplamos una vista superior de los torrentes verticales desde un pequeño mirador donde el río se calma y forma una tabla acuosa rodeada de importantes bosques relícticos eurosiberianos (supervivientes de fenómenos naturales) con acebos, tilos y arces; comunidades rupícolas (que habitan zonas rocosas)  turberas y prados húmedos salpicados de musgo tiñen de color todo lo que vemos.

20180407_135327 modified20180407_135414 modified20180407_135428 modified

Seguimos guiados por los puentes de madera para un poco más allá cruzar el río y acceder a una gran pradera y en poco tiempo nos encontramos en el remanso donde caen las aguas que brotan de las cumbres del cerro de San Felipe, el nacimiento de este río.

A continuación debemos dar media vuelta y retroceder sobre nuestros pasos hasta la pradera, pero ahora no cruzamos por el puente sino que bordeamos la orilla derecha acompañando al cauce en su descenso, mientras observamos troncones desgajados de su raíz por la  fuerza del agua y oteamos desde un nuevo mirador rodeado de pinos para distinguir por donde acceder a otros rincones cargados de sombras y misterio en medio del humedal. Nos asombran las tobas descubiertas y otras pobladas de musgo por las que discurren láminas del líquido elemento; su movimiento compone dulces armónicos envolventes. A poca distancia accedemos al llamado Sendero de la Turbera.

Invito a escuchar otra melodía que acaricia pacíficamente nuestros  sentidos en este momento:

Finalmente, por otra pasarela de madera antigua que cruje a nuestro paso volvemos a cruzar el río Cuervo, para terminar en el punto de inicio junto al aparcamiento tras recorrer un tramo que nos trae aromas resinosos de pino.

Localizamos en plena pradera unas mesas improvisadas en los oscuros tocones de sabina y damos buena cuenta de unas viandas que anegan el olfato con efluvios atávicos.

20180407_142915.jpg

El relieve y los niveles climáticos de este Parque se ven reflejados en el tipo de vegetación y favorecen el desarrollo de microclimas locales. Así, en los cañones y hoces, como ocurre en los cortados de Uña-Villalba de la Sierra (en la misma zona junto al río Júcar) se desarrollan bosques de tilos y bosques mixtos que demandan ambientes húmedos y frescos, creados gracias a la protección ofrecida por las paredes calizas jurásicas que los flanquean. Los arbustos aparecen rodeados de sabinares, tomillares o erizales, acompañados por un estrato herbáceo de mil tonos verdosos.

Son herbazales altos y vivaces de hojas duras y bastas que se ubican en zonas temporalmente húmedas debido al afloramiento de estratos impermeables, con abundantes limos y arcillas que aportan una importante capacidad de retención de agua. En consecuencia, estos pastizales mantienen la humedad durante casi todo el año. A partir de 1500 m la riqueza colorista de estos bosques se acrecienta por la presencia de acebos, tejos y robles.

¿Qué cascada de notas musicales podría ahora resfrecar nuestros sentidos? Algo así:

Desde que en 1973 se creó la reserva nacional de caza, la población de corzos, jabalíes y muflones aumenta sin parar. La cabra montés se deja ver entre los riscos igualmente.

La fauna troglodita (quirópteros cavernícolas) se conserva en zonas umbrías entre los muros de roca.

El río Cuervo nace junto a la localidad de Vega del Codorno (Cuenca, España), concretamente en la falda occidental de la Muela de San Felipe, a unos 1469 metros de altitud. La desembocadura está en el Guadiela, afluente del Tajo, junto a la localidad de Puente de Vadillos, una vez que sus aguas han enriquecido parte de la serranía.

Se accede desde la localidad de Tragacete, de la que le separan 12 kilómetros por carretera. Varias sendas señalizadas dirigen nuestros pasos a lo largo de un trazado evocador donde el aroma resina de los pinares impregna el aire refrescante que respiramos.

La sensación de vivir un tiempo pretérito nos acompaña de la mano de esta melodía:

El nacimiento del río Cuervo fue declarado Monumento Natural en 1991​ y ocupa una superficie de 1709 hectáreas. En el recorrido se pueden observar grutas tras las cascadas y simas parcialmente ocultas, siendo llamativos los relieves formados por derrumbamientos de los muros tobáceos.

Las cumbres que rodean el Monumento Natural sobre la muela de San Felipe alcanzan una media de 1.700 m de altitud. Asistimos sin duda a uno de los valores geomorfológicos y paisajísticos más destacados de España.

Aparte de las rapaces indicadas, a nuestro paso podemos avistar una importante comunidad de aves propias del ecosistema forestal: el gavilán, el azor o el águila culebrera. Por los márgenes del río merodean la lavandera cascadeña o el mirlo acuático, junto a numerosos mamíferos como la ardilla roja, el musgaño de cabrera y el gato montés que acecha entre los humedales. Se observa también un apreciable valor de conservación de la fauna troglodita (murciélagos) y de mariposas, pudiendo encontrarnos con varias especies protegidas. Por otro lado, las aguas del río abundan en especies propias de estos entornos ribereños: truchas, libélulas, moluscos de agua dulce…

Llegan a nuestros sentidos sensaciones únicas al respirar un aire aromatizado con un crisol de esencias al que contribuye la comunidad de orquídeas, de la que se han registrado al menos 19 especies.

La Muela de San Felipe es una gran planicie cubierta con materiales calcáreos del Cretácico Superior. Aquí llueve más que en ninguna otra parte de la provincia de Cuenca. El agua se infiltra y circula a través de oquedades y galerías de la roca hasta alcanzar diversos manantiales y fuentes de las cuales las que originan el Nacimiento del Río Cuervo son las más relevantes. Las aguas en este circuito subterráneo van concentrando energía y cuando brotan al exterior dan lugar a un inolvidable espectáculo visual.

Debido a la oxigenación que producen las caídas de agua, se originan los travertinos o rocas de toba. Tras aflorar el agua a la superficie, el bicarbonato cálcico que lleva disuelto se transforma en carbonato cálcico, que es insoluble y se acumula en forma de tobas.

Unas capas de toba se apilan sobre otras llegando un momento en que por su propio peso se rompen y desmoronan, cambiando así el perfil de las cascadas y del río dando paso a la formación de nuevas barreras de roca. En la subida al nacimiento se pueden observar varios derrumbes recientes. Por ello es importante, para evitar accidentes y por motivos de conservación, que se respeten las normas de seguridad a lo largo del recorrido y nunca se rebasen las barreras que protegen el camino.

Paz para los oídos:

Toda la Muela de San Felipe presenta un sugestivo paisaje kárstico (aquel que ha sido originado por la desintegración y descomposición de ciertas rocas cuyos componentes son solubles en agua) conformado con magníficas muestras de lapiaces (surco u oquedad), dolinas (depresiones geológicas), “ciudades encantadas” y simas, fruto de esta interactiva infiltración del agua en la roca caliza. A lo largo del llamado Sendero del Pinar accederemos a La Muela, para disfrutar del espectacular Cuervo desde un mirador sorprendente.

El Cuervo sigue fielmente el régimen de caudales propio de un río Mediterráneo, con crecidas típicas en primavera y períodos de estiaje en verano, según lo que haya llovido. Así, durante el verano o en años especialmente secos es frecuente encontrar gran parte de las cascadas sin agua. Este fenómeno se repite desde hace miles de años y forma parte del ciclo vital del río. No obedece a ninguna razón alarmista.

Con cada estación disfrutaremos de una peculiaridad sin igual en este entorno embrujado. Depende de nuestra imaginación que liberemos nuestros sentidos y permitamos al  espacio vital que nos envuelva con su sin par belleza y  encanto.

ACCESOS

La  entrada se hace desde la carretera CM-2106 que viene de Cuenca pasando por Uña, Huélamo y Tragacete, dirección a Masegosa, a 12 km de Tragacete. Se puede hacer con menores y con toda la familia. Hasta Las Cascadas (Tobas o Travertinos), la senda está adaptada para carros de bebe y sillas de ruedas.

TIPO DE CAMINO:  Camino, pasarelas y senda.

Recomendamos esta ruta en días no festivos, porque de lo contrario habrá demasiada afluencia de visitantes y esto impedirá disfrutar del arrullo de las aguas, el trino de las avecillas y el deslizar del viento entre las copas de los abetos.

Salud y buena ruta.

INDICACIONES SOBRE EL ITINERARIO. Para ver datos sobre el tipo de recorrido: http://areasprotegidas.castillalamancha.es/rap/espacios-naturales-protegidos/enp-monumento-natural/monumento-natural-nacimiento-del-rio-6

 

ANTEQUERA, UNA FORTALEZA SURGIDA EN LA NOCHE DE LOS TIEMPOS.

20180418_142833

Por su situación privilegiada en la inmensidad de una reserva natural antiquísima, Antequera es llamada “el corazón de Andalucía”. Asentada en un corredor del paisaje que discurre entre el litoral mediterráneo y el Valle del Guadalquivir, enclave estratégico que ha influido en su historia milenaria, Antequera guarda en su regazo valiosos restos históricos de culturas muy diversas. Y cuenta con espacios naturales protegidos trascendentes, junto con espléndidos olivares y viñedos.

20180418_135545

Arco de los gigantes. Data del siglo dieciséis y fue añadido a una antigua puerta nazarí. Incorpora figuras e inscripciones romanas que atestiguan sus orígenes ancestrales, junto a inscripciones latinas en recuerdo a los asentamientos próximos a la Anticaria romana, como Osqua, Arastipi o Nescaria.

Para acceder al recinto de la Alcazaba entramos bajo el Arco de los Gigantes o Puerta de Hércules, que se levanta en 1585 en sustitución de la puerta musulmana conocida como de Estepa o de La Villa.  Disponía de una gran hornacina flanqueada por dos aletones, y hasta el s. XIX estuvo presidido por una enorme estatua romana de Hércules. La jarra de azucenas junto al castillo y el león de la cornisa, conforman el escudo de la ciudad.

Esta construcción es muestra del interés de la ciudad por legitimar sus orígenes en la época renacentista, recuperando su esplendor clásico a través de los vestigios de la civilización romana. Aunque el legado árabe la hace única e irrepetible.

20180418_14045720180418_14052720180418_13350120180418_14145120180418_141449

El Recinto Monumental de la Alcazaba de Antequera se construyó en un pequeño monte integrado en la medina islámica, sobre antiguas edificaciones de lo que fue la Anticaria romana y visigoda, un preludio de los asentamientos de musulmanes a mediados del siglo VIII. Los árabes la llamaron Antaqira, “la Antigua”. Son testigos del paso de los siglos por Anticaria los importantes yacimientos prehistóricos, de la Edad del Bronce, como los dólmenes de Menga, Viera y el Romeral, considerados el conjunto dolménico más importante de Europa.

La Alcazaba de Antequera fue iniciada en el siglo XI aunque gran parte de las murallas y las torres conservadas datan de la primera mitad del siglo XIV.20180418_141031

Es la torre del Homenaje, de planta angular, la más importante de todo el recinto. Está considerada como la de mayor anchura de las torres musulmanas andaluzas. Sobre ella se construyó, en 1582, un templete campanario para alojar  la campana mayor de la ciudad cuyo sonido regulaba los riegos de la vega.  Es conocida popularmente como la Torre de Papabellotas, por haber tenido que vender la ciudad un alcornocal para sufragar los gastos ocasionados al construirla. En el siglo XVI se instaló un reloj cuyo mecanismo se puede observar desde el interior.

La historia de la Alcazaba se remonta a la época romana, pero fue durante la ocupación árabe cuando adquirió una gran relevancia en el reino andalusí.

Desde este templete se puede disfrutar de impresionantes vistas tanto de la localidad y sus destacados monumentos como del paisaje donde se halla enclavada, una cordillera constituida por una cadena de sierras calizas del Jurásico agrupadas en tres sectores separados por el Valle de Abdalajís y el Puerto de las Pedrizas.

Unida a la Torre del Homenaje por una cortina de muralla encontramos la Torre Blanca. Reforzada por dos contrafuertes, sorprende por la perfecta alineación de sus muros.

Desde la Torre Blanca partía una segunda muralla hacia el sur, donde se construyó la Puerta de Málaga. Tras la conquista cristiana esta torre fue utilizada como ermita y la llamaron “Virgen de la Espera”.

Unas notas musicales nos trasladan a esos tiempos pretéritos, donde la grandeza de las culturas se expresaba a través del  arte y construcciones casi imperecederas:

Subimos las dos plantas de la Torre Blanca y admiramos las estancias cuyos techos terminan en bóvedas de ladrillo iluminadas con troneras y ventanas de herradura. Estaban destinadas al uso de armamento neurobalístico (anterior al descubrimiento de la pólvora). La planta baja se dedicaba a la defensa de la torre pero la segunda se utilizaba como residencia.

En este recinto amurallado de la Alcazaba de Antequera también descubrimos otras torres y vestigios importantes como la Torre de Albarrana de la Estrella, la Torre Torcida, Puerta del Agua, la Puerta Cristiana o el Algibe.

La Torre de la Bisagra, descubierta en el año 2000 y restaurada, se denomina así por ser el lugar donde se unen por un lado las murallas que protegían a la población de la ciudad y por otro las murallas del primer recinto fortificado.

Al pie de la demolida Torre del Quiebro está la tumba romana del Siglo I d.C., una estructura funeraria colectiva donde se albergaban las cenizas de los difuntos.

El Patio de Armas, destinado al acuartelamiento y adiestramiento de las tropas nazaríes, contaba con un aljibe de almacenamiento de agua para abastecer a los usuarios. En él se halla una mazmorra subterránea musulmana donde se abandonaba a los prisioneros.

En el paisaje encontramos encinas, quejigos, serbales o arces. Las formaciones de espinares y zarzales suelen cubrir gran parte de la sierra, con madreselvas, arbustos y plantas de la orla forestal: espino, sauco, zarzamora, rosal silvestre… Por la belleza de las formas que origina en combinación con la roca llama la atención la hiedra, muy abundante en el Torcal Alto.

Dejamos para otro post el Torcal, un paraje natural con gran riqueza de flora y fauna y unas formaciones rocosas kársticas espectaculares.

Las Barbacanas: son una estructura defensiva medieval que servía como soporte al muro que rodeaba cualquier fortificación, construidas como parapeto o antemuro exterior y se situaban sobre una puerta o un puente.

20180418_141529

Pertenecen a la época nazarí (1232-1410), cuando se realzaron las torres con mampostería para adaptarse a la nueva maquinaria de asedio. Constituyen un muro de más de 700 metros, que se antepone a la línea defensiva de la muralla en los puntos más débiles para mejorar su defensa.

Las murallas de levante eran el cierre oriental del primer recinto defensivo, en época almohade (siglo XII).

20180418_150658

La Alcazaba de Antequera fue declarada el 22 de Junio de 1993 Bien de Interés Cultural y Patrimonio Histórico de España.

La fortaleza forma parte del casco histórico de la ciudad, junto a la Real Colegiata de Santa María y las Termas Romanas.

Durante la visita a La Alcazaba también se visita la Colegiata.

Visitas y horarios: Andalucia Turismo

SOBRE ANTEQUERA.

En el año 1410 Antequera fue reconquistada a los musulmanes por el infante Don Fernando, que fue rebautizado por ello como “el de Antequera”. Curiosamente, en las dependencias de la Alcazaba se celebraban las Cortes de Aragón, donde el rey Alfonso V trataba los asuntos de mayor importancia que afectaban al Estado. Será con la proclamación del Califato de Córdoba (912-1016 d.C) cuando Antequera se convertiría en un núcleo de carácter pacificador y ámbito estatal.

20180418_143735 modified

La Peña de los enamorados

Según la leyenda, un cristiano cautivo en Granada de nombre Tello, se enamoró de la mora Tagzona, decidiendo escapar hacia los parajes cristianos de Antequera. En su huida, fueron descubiertos por el padre de la joven quien ordenó a sus saeteros que los detuviesen. Treparon los amantes por la Peña que hay a medio andar entre Archidona y Antequera y, viendo que iban a ser capturados, decidieron que preferían morir unidos a vivir separados, por lo que engarzados en un último abrazo se lanzaron al vacío desde lo alto de aquella roca, bautizada desde entonces con ese nombre. “De la tajada peña se arrojaron y en el aire las almas dejaron” (Carvajal y Robles).

LA COLEGIATA DE SANTA MARÍA LA MAYOR.

Esta iglesia es un excepcional alarde de proporciones donde admiramos ejemplos de estilo gótico y elementos decorativos del renacimiento italiano emergente en esa época. La construcción se estima que data de los años 1514 – 1550.

Los bloques de piedra arenisca calcárea con los que se edificó procedían de la ciudad romana de Singilia, en el noroeste de Antequera.

20180418_133347

La fachada exterior es grandiosa. Cuenta con tres magníficas puertas y una ornamentación que se va separando del gótico tardío.

El templo no se dedica al culto, sino a acoger conciertos y exposiciones itinerantes. Se nos presenta como un bello salón de imponentes columnas de estilo jónico sobre las que se disponen cinco arcos de medio punto decorados con perlas.

La Capilla Mayor está cubierta con bóvedas de estilo gótico-mudéjar dibujando dos grandes estrellas, de seis y ocho puntas. Es muy luminosa gracias a las elegantes ventanas de tipo florentino, tan sólo una muestra más de la influencia italiana presente en otras zonas del interior.

El resto de las capillas de esta Colegiata comunicadas con las naves laterales reflejan tipos y épocas diferentes.

20180418_151219

A los pies de la Real Colegiata de Santa María La Mayor, se pueden contemplar unas excavaciones arqueológicas que corresponden al primer yacimiento urbano descubierto en el casco histórico de Antequera. Son las Termas Romanas descubiertas en 1988 y que sirvieron para demostrar la existencia del asentamiento romano de Antikaria.

Por último decir que la visita a Antequera, altamente recomendable, necesita más de un día para ver todos sus monumentos y lugares de interés: Iglesias, conventos, ermitas y palacios civiles construidos entre los siglos XVII y XVIII enaltecen su barrio viejo, situado a los pies de una elevación natural del terreno coronada por la sin par Alcazaba.

En la imagen, un paisano posa junto al homenaje en bronce a dos de los hijos más ilustres que tuvo Antequera durante el siglo XX: el célebre poeta José Antonio Muñoz Rojas, Premio Nacional de Poesía en 1998 por la obra “Objetos Perdidos”, y el polifacético José María Fernández, intelectual responsable de algunas de las investigaciones más destacadas sobre el Patrimonio Histórico y Artístico de la ciudad.

20180418_174857

GASTRONOMIA ANTEQUERANA.

Uno de los platos más conocidos de la gastronomía antequerana es la porra, que se elabora fundamentalmente con pan, aceite, ajos, tomates y pimientos. Otros primeros platos típicos son: el ajoblanco, el pimentón, el gazpachuelo, las migas y algunas ensaladas, como la de cardos.

Mención de honor tienen en este espacio los MOLLETES DE ANTEQUERA, incomparables, tiernos, recién horneados, para saborear tranquilos, sin apreturas de tiempo ni espacio:

Para empezar el día con buen pie, lo mejor es degustar un buen mollete con aceite y jamón ibérico. El mollete es un pan de origen árabe, blanco, blandito y riquísimo. Lo puedes tomar con muchas cosas: jamón, tomate, pringá, zurrapa, chicharrones…

Composición de la pringá: picadillo de las carnes de los cocidos y las berzas de la tierra, con magro, falda, tocino, pollo, morcilla, panceta y lo que ese día hubiera caído en el puchero. Tropezones que se desmenuzan para untar medias tostadas calientes y crear la peor de las adicciones, la más duradera. Es indiferente que se unte en molletes, bollitos, o medios panecillos candeales por ejemplo. Delicia de dioses.

El bienmesabe: un postre con base de almendras, bizcocho y canela. Y está para no dejar ni una miga.  Aquí unas notas para preparar un excelso bienmesabe.

Dónde comer en Antequera: http://turismo.antequera.es/donde-comer/restaurantes/

En un próximo post hablaremos de El Caminito del rey, una vivencia absolutamente única en lo que se conoce como turismo experiencial.

RONDA, LA SERRANÍA EMBRUJADA DE MÁLAGA.

20180420_132815

En la llanura elevada y en los valles del norte, la esencia de Ronda son el encinar y la dehesa, son vegas sembradas de campos amplios y cordones de montañas; en los valles sureños es tierra de castañar, encinares, pinares y de frutales que se extienden en las riberas de ríos como el Guadalhorce. Desde Ronda y su atalaya privilegiada se contemplan las lindes de Málaga. Cien kilómetros las separan.

Cuando los árabes dominaban la península, contaban en Ronda con una muralla natural por la excelente posición de la ciudad elevada sobre “el Tajo” de Ronda, una garganta excavada por el río Guadalevín que nos asombra con 500 m de longitud y 100 m de profundidad. Los límites de la medina musulmana los completaban las murallas de la ciudad: las situadas al Sur, Levante y Poniente.

Ronda refleja un completo cruce de culturas. El historiador Plinio ubica ya a Ronda en la historia cuando en uno de sus escritos se refiere a la Arunda del siglo VI a.C., habitada por los celtas bástulos, mientras que apunta a los íberos como fundadores de la cercana Acinipo. Después la conquistaron sucesivamente y con distinta extensión en el tiempo los fenicios, los griegos, los cartagineses y la imperial Roma. Los romanos la denominaron Laurus y levantaron el hoy desaparecido Castillo del Laurel, desde donde podían observar los movimientos de las tribus celtíberas, enemigos asiduos. Pero el más relevante fue el municipio de Acinipo y no Arunda, como lo demuestra el hecho de que Acinipo llegó a acuñar moneda.

Y es que entre los siglos IX y VIII a.C se asentaron los fenicios en la urbe pero con la presencia romana en Acinipo a partir del año  206  a.C.  llegaron  grandes  cambios,  tales  como  la  construcción  de  edificios monumentales  y  la  acuñación  de  moneda  propia con imágenes de  espigas  y  racimos  de uvas,  símbolos  de  la  prosperidad  de  la  ciudad donde, más tarde, a mediados del siglo I d.C. se construyó el teatro que es lo que hoy se encuentra en mejor estado de conservación.

Las ruinas de Acinipo se encuentran a 20 kilómetros de la actual Ronda, en el Partido rural de Peñacerrada, Carretera MA-7402, km 11,8. y son visitables todo el año.

El título de ciudad le fue otorgado por el emperador Julio César en el siglo I a.C. sobre las ruinas del mencionado asentamiento celta de Arunda.

A partir del siglo III d.C. Acinipo entró en decadencia y donde se ejercieron las funciones administrativas fue en la cercana Arunda (la actual Ronda). Tras la desintegración del Imperio Romano, Ronda y Acinipo sufrieron las invasiones germánicas, y esta última urbe estuvo ocupada también por los bizantinos, que la abandonaron definitivamente en el siglo VII, cuando en Ronda entran los visigodos ¡Un auténtico crisol de pueblos!

El lugar invita a escuchar una melodía acorde con esta ciudad y su pasado:

Los visigodos dieron continuidad a la actividad de Ronda como urbe hasta la llegada de los musulmanes, quienes la afianzaron como capital de la comarca y le dieron entidad como ciudad: Arunda se convierte así en Izna Rand Onda (“la ciudad del castillo”). En el año 711 el jefe bereber Zaide Ben Kesadi El Sebseki ocupa la ciudad sin encontrar resistencia, motivo por el cual esta fue una plaza entregada pero no conquistada, nombrándose los jefes y administradores entre sus ciudadanos, quienes sólo debían pagar un impuesto llamado capitación.

Desde mediados del siglo VIII hasta la primera parte del s.XI hubo disputas entre los propios musulmanes, lo que condujo a que el jefe bereber Abu Nur Hilal entrara en la ciudad y fundara el Reino de la Taifa de Ronda (reino independiente). Así, Abu Nur  fue el primero en ocupar el trono entre 1015-1053. En esta época se edifica la mayor parte del patrimonio monumental del casco antiguo de Ronda.

Desde el siglo VIII al XV Ronda fue una de las fortalezas más importantes de Andalucía. En esa época Ronda es la capital de una de las Kuras (Provincias) en las que se dividió al-Andalus (la de Takurunna). Su emplazamiento facilitó la defensa de la ciudad y le permitieron el dominio de los pasos y caminos hacia la Baja Andalucía. Si se suma esto a la diversidad de tierras para la labranza se entenderá la importancia histórica de este enclave.

20180420_135836

El origen de El Tajo o garganta del río Guadalevín, que separa en dos zonas el municipio, se remonta a cinco millones de años. El río discurre encajonado en un desfiladero cuando atraviesa la ciudad y el valle se ha abierto formando la conocida Hoya del Tajo, que se puede contemplar desde los balcones de la Alameda o el Puente Nuevo.

Hay pocos accidentes geológicos tan llamativos como el Tajo de Ronda. Según Vicente Pimentel y Miguel Montes, ambos profesores de Biología y Geología del I.E.S Pérez de Guzmán en Ronda: ”… Hay relieves en España que se pueden parecer, como los cortados en Cuenca, los Mallos de Riglos en el Prepirineo de Huesca, y los conglomerados de Montserrat. En Málaga, las formaciones de Setenil de las Bodegas son de la misma naturaleza que el Tajo de Ronda y en el Cañón del Colorado ha ocurrido lo mismo, aunque con otra entidad y otras peculiaridades”.

En este artículo se resume la formación del Tajo de Ronda.

20180420_14162420180420_13143520180420_133532

20180420_143054

El Parador nacional de Turismo de Ronda asomado a “La Caldera”, una hondonada circular de la garganta excavada por el río Guadalevín.

 

20180420_141559

Tres puentes fueron levantados en distintos momentos de la historia para cruzar la garganta del río Guadalevín: el Puente Nuevo, el Puente Viejo o de Santa Cecilia y el Puente Árabe o de las Curtidurías, obras que marcan con carácter la idiosincrasia de Ronda. El Puente Árabe de Ronda o puente Romano se encuentra a pocos metros de los famosos Baños Árabes de la ciudad. Se accede bajando desde el Puente Viejo.

Escuchemos una melodía que nos acompaña con los acordes épicos de un coro celestial:

La construcción del Puente Nuevo se llevó a cabo en treinta y cuatro años, entre 1759 y 1793.

Después de no haberlo conseguido los árabes, los cristianos intentarían construir un puente que salvara el acantilado que forma El Tajo. El aumento rápido de la población por la prosperidad de Ronda requería un puente nuevo que complementara al antiguo.

Se intentó construir un puente en el s. XVI  pero la dificultad técnica era tal que no resultó posible.

En 1735 durante el reinado de Felipe V, se edificó un arco de 35 m de anchura pero se vino abajo cinco años después acabando con la vida de casi 50 personas.

No fue sino en el s. XVIII cuando el genial arquitecto José Martín de Aldehuela consiguió llevar a cabo esta monumental y magistral obra que es el Puente Nuevo.

José Martín de Aldehuela (Teruel, 1729 – Málaga, 1802) llegó a Málaga requerido por el obispo (Molina Larios) para construir los cimientos de la catedral de la ciudad pues le precedía la fama por sus excelentes trabajos en la catedral de Cuenca.

Haciendo una comparación con el protagonista de Los pilares de la Tierra, la novela de Ken Follet, José Martín ejerce su labor desplazándose de una catedral a otra. En Málaga proyectó, además del Puente Nuevo, el Acueducto de San Telmo, para asegurar el suministro de agua a la ciudad, y la Casa del Consulado de Málaga, declarada hoy Monumento Histórico Nacional.

Y ahora llegamos al Puente Viejo  en nuestra ruta por estas calles de Ronda tan bellas, empinadas y cargadas de historia. El Puente Viejo se hizo para comunicar la antigua medina islámica con el nuevo barrio que surgió tras la conquista de la ciudad en la zona del Mercadillo, y que hoy es el Barrio de Padre Jesús. Está situado entre la Iglesia de Nuestro Padre Jesús y la Fuente de los Ocho Caños.

20180420_173537

Los jardines de Cuenca o Jardines de la Mina se encuentran situados junto al Puente Viejo en la cornisa del “Tajo”  y se crearon en 1975 con motivo del hermanamiento de la ciudad de Ronda con la ciudad de Cuenca. Es curioso el gran parecido con el corte kárstico de la Serranía de Cuenca:20180408_104856 modified

20180408_105945 modified

Imágenes de Cuenca. Un karst es una forma de relieve originada por la disgregación de rocas como la caliza o el yeso, compuestas por minerales que se van disolviendo en el agua por la acción de los ríos o las lluvias.

Otra imagen del Puente Viejo:

20180420_173744

20180420_175059

Ronda es una de las ciudades más antiguas de España. Sus orígenes datan del período Neolítico, según los descubrimientos arqueológicos efectuados en su casco antiguo. Pero hay pruebas de presencia humana en una serie de yacimientos localizados en cuevas, entre los que destaca la Cueva de la Pileta, una de las mejores muestras de arte rupestre procedentes del Paleolítico andaluz.

Otros ejemplos son restos prehistóricos como las necrópolis megalíticas: Dolmen de El Chopo o el dolmen de Encinas Borrachas, entre otros.

El palacio de Mondragón alberga el Museo Municipal de Ronda. Es un antiguo palacio árabe del siglo XIV ubicado en el casco antiguo, decorado con mosaicos de filigranas y cuidados jardines. Contiene tres patios: a la entrada vemos el patio del pozo, que es del siglo XVIII y presenta una galería con arcos de medio punto. El segundo es el patio Mudéjar del siglo XVI, aunque mezcla los estilos gótico, renacentista y mudéjar. Desde el tercer patio nos asomamos a una balconada con vistas a las sierras embrujadas de Ronda:

La Parroquia Santa María la Mayor, construida sobre las ruinas de una mezquita, muestra estilos de arquitectura que van del gótico al renacentista. Esta Iglesia se encuentra en la Plaza Duquesa de Parcent. Construida por orden de los Reyes Católicos donde antes estuvo la mezquita principal, es de estilo gótico aunque las naves y el altar mayor son renacentistas. Dentro esconde una joya: la Biblia de San Luís, un libro que encargó Doña Blanca de Castilla al Obispo de París para transmitirle la enseñanza del Evangelio a su hijo, el futuro rey Luís IV de Francia.

“Un hombre no es de donde nace sino de donde elige morir”
Orson Welles

Las cenizas del director de cine descansan en Ronda por su expreso deseo.

Los restaurados Baños Árabes del siglo XIII son una adaptación musulmana de las antiguas termas romanas y constan de las mismas partes (sala fría, templada y caliente, hipocausto y caldera y sala de recepción), pero a diferencia de los romanos, en los que los baños se realizan por inmersión en grandes piscinas, los musulmanes los dedicaban a baños de vapor y desde ellos podían contemplar amplias bóvedas con tragaluces en forma de estrellas.

Ya hemos visto que la Serranía de Ronda, formada por 23 pueblos, cuenta con un sorprendente legado histórico, pero su patrimonio natural es igualmente impactante: ricos ecosistemas e impresionantes formaciones geológicas. Es una comarca dotada de  un gran número de espacios naturales protegidos, como los tres Parques Naturales: Sierra de Grazalema, Sierra de las Nieves y Los Alcornocales. Aquí coexisten auténticas joyas del la fauna y flora peninsular como el pinsapo (un tipo de abeto), el águila real o el buitre leonado, en un entorno que invita a practicar el senderismo, la escalada, la espeleología o que incita a la sana e inspiradora observación de la naturaleza.

En la Sierra de Grazalema, las lluvias aparecen con frecuencia elevada regando de esplendor y vida todo cuanto tocan. Mágicos acordes nos inspiran:

Otro espacio protegido de extraordinaria diversidad es el Paraje Natural de los Reales de Sierra Bermeja, allá en el suroeste de las Sierras, donde abundan los pinos marítimos, enebros, alcornoques y arbustos como las coscojas, cuyas bellotas alimentan al ganado porcino. Entre la fauna, la presencia de la cabra montesa y el corzo es habitual, mientras que aves rapaces como el águila calzada, el halcón común y el búho real se enseñorean de los cielos.

En las cumbres de la Sierra de las Nieves hace años se conservaba en pozos la nieve durante el invierno para distribuirla en el verano por los pueblos de la provincia. En la crónica de una cacería celebrada en el Coto de Doñana, en la primavera de 1624, ofrecida por el Duque de Medina Sidonia a Felipe IV, a la que asistieron 1.200 invitados, se dice textualmente.”Tráiganse cada día seis cargas de nieve de Ronda en cuarenta y seis acémilas”.

Las tropas francesas al mando del propio José Bonaparte, invaden Ronda en 1810 generando un inesperado movimiento guerrillero en toda la serranía, rebelión que permaneció viva incluso después de que el ejército napoleónico abandonara la ciudad en 1812; esto condujo a la aparición de los grupos de bandoleros más conocidos de toda la España del XIX.

Durante este siglo y el siguiente se oirán con frecuencia nombres tan famosos como Juan José Mingolla Gallardo “Pasos Largos” o José Ulloa “Tragabuches”. Alguno acabó reintegrándose en la sociedad de la época, como Joaquín Camargo Gómez “El Vivillo”, quien dada su pericia montando a caballo adquirida en tareas de contrabando por la Serranía, terminó sus días como picador de toros en la cuadrilla de Morenito de Alcalá.

En el siglo XVIII Ronda afianza su presencia en la región de Andalucía: se construyen la Plaza de Toros y el Puente Nuevo, lo que aporta a la comunidad rondeña una imagen romántica de la mano de sus Sierras, donde el universo creado por las leyendas de bandoleros y la tauromaquia atraen a buen seguro a los viajeros. Los dibujos de artistas como Lewis, Roberts, Blanchard, Charles Davillier o Gustav Doré compañeros de viaje por tierras andaluzas, dedicados a retratar las costumbres, paisajes y ciudades de la región convierten a Andalucía y a Ronda en una maravillosa ilustración, en la que comparten artes y destrezas el bandolero, la maja serrana y el valiente torero.

LUGARES DE RONDA QUE NO SE OLVIDAN:

El conjunto denominado murallas de Levante es el más importante de las murallas de Ronda y se compone de una doble línea defensiva: la muralla de la Cijara y en el exterior la Primera Línea defensiva. En esa doble línea se extendían los arrabales, donde se hallaban los Baños Árabes. En el extremo norte de su trazado destaca la impresionante puerta de la Cijara.

De los vestigios de las antiguas murallas de Ronda, la muralla y la puerta de la Cijara son unos de los que mejor se conservan.

La muralla de Ronda ofrece tres frentes: la Muralla Sur, las Murallas de Levante y las Murallas de Poniente o de la Albacara.

De la Muralla Sur llaman la atención sus Puertas, de aspecto imponente y que en su día permitían controlar y fiscalizar el acceso a la ciudad.

Hay que destacar la Puerta de Almocábar:

Es una de las entradas principales de la ciudad, construida en el siglo XIII y reestructurada en el XVI, durante el reinado de Carlos I. Almocábar deriva de <Al-maqabir>, cementerio, pues la puerta era colindante con la necrópolis principal. Esta majestuosa entrada permitía acceder al Barrio Alto y a la medina musulmana. A mediados del siglo XVI se añadió otro cuerpo de acceso, consistente en un arco de medio punto con portada renacentista terminada en el escudo del rey Carlos I enmarcado por el águila imperial.

20180420_171424

Otro lugar digno de ver es el Palacio del Rey Moro, donde encontramos el jardín de Forestier y la Mina de agua. La planta de la casa es irregular y laberíntica, con abundantes escaleras y pasillos que sirven para salvar los desniveles.

La mina de captación de agua es una compleja obra islámica que desciende al fondo del Tajo donde discurre el Río Guadalevín. Se construyó aprovechando una grieta natural vertical donde se desarrolla una escalera tallada en la roca con más de 200 peldaños y que desciende en vertical unos cien metros. En su interior se localizan una serie de estancias, desde aljibes a habitaciones, que fueron utilizadas como polvorín y depósito de grano.

Tras bajar la interminable escalera por la galería interior excavada en la montaña, se llega a una plataforma al aire libre donde nos espera este paisaje:

GASTRONOMÍA EN RONDA:

En cuanto al aceite de oliva virgen, en Ronda se combinan elaboradas técnicas de extracción de la oliva, obteniéndose un aceite puro, de muy baja acidez, con un matiz dorado que espejea con ligeras tonalidades verdosas, de entrada al paladar plena de sabor y de gran fragancia. Un fruto de la comarca que se obtiene con mucho mimo.

Los vinos de Ronda se hallan bajo la denominación de origen Sierra de Málaga. En la etiqueta figura el nombre Serranía de Ronda. Es mucho el trabajo y el estudio que hay detrás de este tesoro líquido de Ronda. A finales del siglo XX, una plaga del insecto filoxera atacó el viñedo y este quedó prácticamente extinguido, tardando casi 100 años los viñedos en regenerarse. Desde el año 2004 se producen magníficos vinos blancos, rosados y tintos.

La tradición en esta cocina nos ofrece delicias como las calabazas rondeñas, las migas con chorizo; las gachas elaboradas con pan moreno, harina candeal, anís verde y rematadas con un toque de miel de caña;  las habas con tomate hechas con rebanada de pan cateto, comino y pimentón, las judías con morcilla o magro de cerdo y las sopas de almendras y de alcachofas o el queso de cabra de raza malagueña, con notas lácticas a leche fresca. El gazpacho a la serrana, la tortilla rondeña y  la caldereta de chivo lechal no nos dejarán indiferentes jamás.

Y cómo no mencionar la excelente miel de esta sierra embrujada, procedente de colmenares alejados de  la actividad humana, cuyas abejas liban por los parajes de la Cueva del Gato, los Molinos del Tajo, el Llano de la Cruz y los Frontones, en la Serranía de Ronda.

Esta Serranía nos conmueve al permitirnos experimentar sugestivos reencuentros con el pasado. Restos de anfiteatros romanos, señoriales castillos, atalayas y palacios, junto al legado de los baños árabes, o  cuevas primitivas que permitieron alojarse a los bandoleros, se ofrecen a la mirada cautivada del visitante para transportarle a un viaje en el tiempo.

20180420_141936

En próximos posts hablaremos del extraordinario espectáculo visual que es el Caminito del Rey, unas pasarelas construidas sobre el abismo en las paredes del desfiladero de los Gaitanes, en Málaga. Y os enseñaremos un precioso recorrido por la luminosa Antequera, donde el recinto monumental de la Alcazaba y la Real Colegiata de Santa María la Mayor nos sorprenderán con velados secretos.

IR AL MAPA DE RUTAS

Rutas de senderismo en la Serranía de Ronda.

 

 

 

 

A %d blogueros les gusta esto: